La Cantante Calva

Carlos Rojas

 

 

El teatro venezolano, tras la desaparición de Carlos Jiménez, ha pasado por una larga época oscura, solamente mal iluminada por el estacional e impugnable «teatro comercial». Gracias a Dios que recientemente una generación de directores está dando que hablar: Michel Hausmann, Costa Palamides, Juvel Vielma, Delvis Cardona, César E. Rojas, José Domínguez, Diana Peñalver, Miguel Issa y Francisco Dennis… pero, entre todos ellos, insiste por méritos propios, un joven director de extraordinaria particularidad.

Hace doce años que apareció, Dairo Piñeres. Quien se ha convertido en cantante_calva_.jpgun verdadero profeta en su tierra. Son pocos los profetas que triunfan en su tierra. Este es el caso de Piñeres, que sorprende con su constancia y coherencia de trabajo. Reciente se estrena Paisano a partir de los poemas de Ramón Palomares; una pieza por encargo para la Compañía Nacional de Teatro y un espectáculo infantil Cabeza de Dragón de Ramón del Valle-Inclán, producida por su Grupo Teatral Séptimo Piso.

Probablemente si Piñeres fuera un director del montón, estaría ahora sumido en el más denso confinamiento, pero es un auténtico fabricante y productor de la escena. No se siente vinculado a ninguna estructura narrativa tradicional, aunque utiliza con frecuencia los recursos clásicos, pero no de manera académica, sino experimental. Como los grandes maestros rusos, tiene un extraordinario sentido para la puesta en escena en este sentido, casi minimalista, y los aventaja en La Cantante Calva el invariable uso de varios relojes y pocos elementos que marcan el tiempo, que crean un espacio atemporal e infinito. Parece poseer un instintivo talento para el montaje domina los ritmos lentos y rápidos. Es en suma un dramaturgo de la imagen porque, dominando todos los recursos de su arte, tiene una sensibilidad, una cosmovisión delicada, profunda del teatro y del entretenimiento.

En La Cantante Calva de Eugene Ionesco, la más reciente realización; no tiene molestia de hablar de la incomunicación, ni del absurdo, porque nosotros los venezolanos siempre hemos vivido en la incomunicación y en un absurdo indisoluble; por eso la obra se hace tan familiar para el espectador. Coloca en el mismo plano de realidad hechos acaecidos en el tiempo que sucesos que nunca han sido ni serán, es decir, imaginaciones, deseos, fantasías. La Catante Calva, es una pieza rotunda, de una sensorial imaginería plástica, de una belleza poco corriente. No quiero terminar sin despedirme de Luis Vicente González, Carlos Díaz y Marvin Huise como Mary la sirvienta, todos íntegros en sus papeles.

Un punto de vista

Especial para el Diario Vea

criticarojas@gmail.com

Anuncios

Acerca de Juan Martins

Dramaturgo. Escritor. Crítico Teatral con trayectoria internacional. Editor. Destacado con varios premios. (Ver más en la sección «Editor» de este blog). Se ha distinguido como crítico en diferentes festivales latinoamericanos de teatro (Brasil, Ecuador y Argentina). Conduce la revista de crítica literaria y teoría teatral «Teatralidad». Ha recibido el premio «Mejor dirección» con el espectáculo «Mariana» de José Ramón Fernández e interpretado por la actriz Mirla Campos en el III Festival Internacional de Teatro Clásico Adaptado 2012. Argentina. «Él es Vila-Matas, no soy Bartleby», «El delirio del sentido, desde un poética del dolor y otros ensayos» y «Novelas son nombres, ensayos inexactos» son sus más reciente libros de ensayos publicado en «Ediciones Estival», Venezuela. Con la misma tiene en imprenta su otro libro de ensayo «De qué hablo cuando hablo de Murakami» (2016).
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s