DOLLWRIST

MVC-008F.JPGDel dramaturgo venezolano, Juan Martins (Maracay, 1960) escritor de piezas como «Terciopelo negro, «La tarde de la iguana», «Caramelo de Nueva York», «Caperucita ríe a medianoche» y Cartas del corazón para Edith Piaf» nos llega a los espacios de la Sala Rajatabla – en una corta temporada de ocho funciones- su más reciente propuesta teatral, «Dollwrist», obra que le permitió a su autor el haber sido galardonado con el Premio de Dramaturgia en el Primer Certamen Mayor de las Artes y las Letras celebrado por el Ministerio de Cultura de año 2004.

Estrenada en 2005 bajo la dirección del reconocido actor rajatablino, José Sánchez para el colectivo Estival Teatro, es un drama complejo y hasta tortuoso de los deseos humanos sometidos a la trampa de las fachadas. Una trama que coloca a dos personajes que «explora el perverso como trágico sentido de los dobles roles» para a través de ello posibilitar una inflexión crítica al efímero mundo televisivo. Un drama denso con aguzada mordacidad, toques de humor corrosivo, «diálogos cargados de intenciones y subintenciones» [y] personajes chisposos» que parecen no poder escapar a un inexorable final.
Martins apela al doble significado de la palabra Dollwrist que en el contexto de la pieza adquiere una significación de maniquí de vitrina o muñeco que emplean algunas tiendas para exhibir ropa en las vitrinas o que se emplean en los estudios de TV. También alcanzar una connotación de «muñeca» como la parte «de unión de la mano y el antebrazo en el ser humano» donde cualquier persona puede ser cautiva y sometida con un par de esposas. Un juego de connotaciones signicas que hace que la pieza ayude al espectador a percibir y aprehender como una actriz y un joven escritor no solo se ven atrapados en un desvencijado set de televisión e impelidos a urdir trama sobre trama de la cual solo la salida de sus deseos ocultos les liberará pero de forma trágica.

Tanto los personajes de Nelly -la vieja actriz encarnada por el denso como orgánico trabajo de composición de Mirla Campos – cuya oculta y retorcida ansiedad las proyecta hacia un destartalado maniquí y que será el señuelo para hace caer como mosca en la red de una araña a Ezequiel -caracterizado por el solvente trabajo actoral de Luís Enrique Torres- un joven aprendiz de escritor de telenovelas que se deja manipular y seducir por la tortuosa madeja lúdico perversa de Nelly y entre ambos, construir un cerrado universo de representación sobre representación como fórmula para expiar los más extraños demonios del deseos y los ansiosos temores que les embarga, hecho que, a la postre, terminará abatiéndolos en una escena de miseria y sangre. Personajes sujetos a las cadenas de un sistema que los ha devorado como creadores y aplastados como seres humanos.
Con una puesta en escena simplificada en función del potencial histriónico de la plantilla actoral, con una recreación de atmósfera lumínica opresiva para magnificar cada situación, con buen ritmo actoral y equilibrada planta de movimientos, el trabajo de la dirección captó las líneas del texto de Martins para logra compactar un espectáculo magnético y cargado de fingimientos. Desde nuestra apreciación -segunda lectura del montaje- siento que Sánchez pudo haber comprimido más la potencia de ciertas escenas a fin de darle mayor eficacia a las relaciones de ambos personajes. Sin embargo, la propuesta es comprensible y llega al público. «Dollwrist» es una alternativa singular dentro de las distintas producciones teatrales que tienen el riesgo de atreverse a mostrarse dentro de la cartelera teatral caraqueña.

Si a usted amigo le atrae un drama con elementos de suspenso, pues con «Dollwrist» quizás pueda salir complacido como espectador.

Fuente: Carlos Herrera/

http://www.cantv.net/entretenimiento/

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s